Desgraciadamente ya soy libre

11:23:00 p. m. Edit This 0 Comments »
Aunque he descubierto, la imposibilidad de nuestro amor, la cual solo temia, por lo menos respiro mas liviano, aun mi cuerpo esta destrozado, mi frente bajo, mi mente turbulenta y desconcetrada, mis cruces son menos visibles, pero siguen igual de pesadas, la lista de mi estrés se alarga cada vez mas, mi mente no descanza de pensar, mi silencio interior nunca aparece, mi boca esta siempre seca y en espera de ese beso que gracias al cielo, nunca te di y nunca te dare.

Talvez, para mal o bien, ya sabes que te veo con una especie de lujuria sana, con unos ojos que han cambiado, que cuando te pienso, me arrepiento de haber pensado que me pensabas igual, no se por que mis ojos, estos malditos ojos queridos vieron cosas tan irreales, por que dibujo cosas en tu aire, miradas que nunca se dieron, caricias que nunca se sintieron.

Y es cierto que nunca me amaras, ni pensaras nunca en hacerlo, pero al menos ya soy desgraciadamente libre, de esa incertidumbre, de esas ganas de saber, de conocer, de probar, de esos deseos, que llegaron por que si, talvez, ahora que lo pienso, hasta sin querer. Aun esta es la hora en la que no me explico, cuando ni como, ni por que te sentia asi, ahora me siento tan culpable de haberte deseado y de pensar que tu tambien lo hacias.

Cuando juegas a ser niña ( segunda parte)

10:07:00 p. m. Edit This 1 Comment »
Mientras el tiempo pasa y pasa y siquiera lo noto, ya que nada cambia, mas nunca nada esta estable, nuca eres una sola, siempre compitiendo entre tu niña insoportable y tu adulta fingida, voy convirtiendo en necesidad el ignorarte, el deseo de que no estés cerca se hace cada vez mas grande y se apodera de mi cada vez mas y mas.
Me haces sentir inhumana por sentirme así con respecto a ti, pero el hecho de serlo, de ser lamentablemente humana es lo que me hace sentir, sentirte así de esta forma, que muchos llamarían cruel, como lo hago yo.
No es siempre, no siempre deseo tanto que estés lejos, no tanto, pero cuando lo estas, cuando te vas, conozco la magia, la paz me visita, gozo mi soledad cuando te vas, cuando te alejas es como si el mundo fuera de todos, no solo tuyo, como siempre lo es. Pero luego vuelves, y la paz se molesta y se va, y yo otra vez vuelvo a mi desgracia, de la cual escapo dos veces en tu semana.
Has perdido el poder de concretizar, de pensar, de analizar, y deseas tanto poder, que lo tomas, y cuando, lo tienes no sabes siquiera que hacer con el, y construyes un caos.
Y es como si todo comenzara una y otra vez, duele como si fuera la primera vez, por que nunca me termino de acostumbrar a este purgatorio, que a veces se convierte en un efímero cielo incomodo.
El balance ya ni existe , y cuando se asoma me creo tanto que se quedara que hasta sonrío, como siempre lo hago, no hay otra forma de sentirse bien, que no sea el sentirse bien, me siento vacía pero completa, siento que no necesito a nadie, mucho menos a ti, en estos tiempos he aprendido a aferrarme solo a mi, y otra vez el inhumano que no me aterra se apodera de mi y así dejo que sea, por que me he vuelto insípida y vulnerable a la vez, con mi montón de sentimientos mixtos. Llega para hacerme sentir que he aprendido a manejarlo todo, que esta cruz, por mas que me pese cada segundo mas, se volverá parte de mi cuerpo y la sentiré mía por siempre; mientras que mi humano, ese el que tanto me aterra, solo viene a engañarme, tal como lo hace el inhumano que prefiero.