Ansias de un recuerdo

10:16:00 p. m. Edit This 0 Comments »
La lluvia se escucha tan dulce. Y para los cuerpos ajenos es la caricia más tierna e inofensiva pero para mí que antes de verla charle sobre ella mirando como se asomaba en su cielo mientras yo me asomaba en mi ventana; siento sus gotas gruesas arropando mi memoria siempre débil borrando los recuerdos que aun no se han hecho, que aun son solo sueños y palabras.
El aire que trae consigo esta lluvia altanera y placentera es frío, al fin es frío, tan frío como se sintió mi hígado la otra noche que en un oasis de demencia pensé en apartarme de ´´ el problema ´´ que al mismo tiempo se ha convertido en mi única solución, tan frío como pensé que era mi alma y mi sangre antes de querer antes de juzgar sin conocer los sentimientos del humano que pensé ridículo y extraño y que de quien ahora me siento edición.
Estas paredes vacías traen silencio, una paz real sin ella, y líneas de una vida ridículamente triste que no es la mía, esta lluvia que se escucha dulce pero se siente cruel cuando me acuerda que no estas aquí para escucharla conmigo son culpables de mis deseos y mis besos.
Son culpables de la oscuridad del cielo y de la soledad que me arropa y me hace recordar la sonrisa que me hace sonreír, son culpables de mi placer y mi lamento, de estar serena y agobiada como cuando los pienso a ti y a ese recuerdo que ansío construir.

Un atardecer y mis ojos besados

8:24:00 p. m. Edit This 2 Comments »
Hoy me sonroje, y te hice sonrojar.
Hoy me pediste un atardecer y mis ojos
Por ti dejar besar.

Hoy fue un momento mágico, producto
De algo que creí trágico
Cuando de mi cuento me pediste
Te hiciera personaje histórico
Declarando algo nervioso
Que por verme estas ansioso.

En ese instante que con locura te quiero
No he podido negarte y que pronto verme
No he podido asegurarte.

Siempre tan dispuestos y tan claros
Para las cosas del corazón
Y tan imposibles e invisibles
Para de carne dar afección

Al parecer para el querer
Las barreras ya no existen
Sin embargo entre tú y yo
La ceguera persiste como la brisa
Que no llega y el calor que nos separa.

Cambalache

10:53:00 p. m. Edit This 0 Comments »
Que el mundo fue y será una porquería
ya lo sé...
(¡En el quinientos seis
y en el dos mil también!).
Que siempre ha habido chorros,
maquiavelos y estafaos,
contentos y amargaos,
valores y dublé...
Pero que el siglo veinte
es un despliegue
de maldá insolente,
ya no hay quien lo niegue.
Vivimos revolcaos
en un merengue
y en un mismo lodo
todos manoseaos...

¡Hoy resulta que es lo mismo
ser derecho que traidor!...
¡Ignorante, sabio o chorro,
generoso o estafador!
¡Todo es igual!
¡Nada es mejor!
¡Lo mismo un burro
que un gran profesor!
No hay aplazaos
ni escalafón,
los inmorales
nos han igualao.
Si uno vive en la impostura
y otro roba en su ambición,
¡da lo mismo que sea cura,
colchonero, rey de bastos,
caradura o polizón!...

¡Qué falta de respeto, qué atropello
a la razón!
¡Cualquiera es un señor!
¡Cualquiera es un ladrón!
Mezclao con Stavisky va Don Bosco
y "La Mignón",
Don Chicho y Napoleón,
Carnera y San Martín...
Igual que en la vidriera irrespetuosa
de los cambalaches
se ha mezclao la vida,
y herida por un sable sin remaches
ves llorar la Biblia
contra un calefón...

¡Siglo veinte, cambalache
problemático y febril!...
El que no llora no mama
y el que no afana es un gil!
¡Dale nomás!
¡Dale que va!
¡Que allá en el horno
nos vamo a encontrar!
¡No pienses más,
sentate a un lao,
que a nadie importa
si naciste honrao!
Es lo mismo el que labura
noche y día como un buey,
que el que vive de los otros,
que el que mata, que el que cura
o está fuera de la ley...

Locos ardiendo

3:45:00 p. m. Edit This 0 Comments »

Somos dueños de la brisa y esclavos del calor, nuestra sed nunca se calma y el infierno es el cuerpo que arropa y asfixia nuestro ser, la luz nos detesta y nosotros a ella, la noche nos engaña con sus besos frios y son tan placenteros esos instantes de aire que los creemos acilo, a esas noches que parecen estar disculpandose de maltratarnos anteriormente, a esas noches tan ricas le creemos todas sus caricias de chantaje qu terminan en sudor.

Los sueños nos ayudan a sobrevivir en el dia, en ese dia tan realista que nos castiga y nos corrompe con sus rayos de fuego, de un fuego intenso y sofocante que nos da y nos quita vida.

De la lluvia ya no sabemos que pensar, si le queremos o repudiamos, si nos enfria o si solo sale a invitar un vapor ahogante que nos marea y nos hipnotiza. Cuando nos toca nos hierve la sangre como en objeto de hacernos las horas mas insoportables de lo que ya son.

Este calor ya se torna ridiculo y nosotros con el, tanto que el solo pensar salir fuera del sauna en el que se ha convertido nuestro hogar y entrar al horno que es la calle nos quita el animo y hasta las ganas de conocerte. Y constantemente vivimos evitando todo lo que nos haga arder, es simplemente fastidioso. Me despido por que me estoy quemano!!!!

En la cabeza y en la sangre

3:30:00 p. m. Edit This 0 Comments »
Tengo una campana y una voz en mi memoria y en todos mis segundos, me desesperan me hacen llegar al clímax de mi paciencia y se borran todos las palabras de aliento y de sabiduría.

Incluso cuando no están no se van no desaparecen. Aquí en este rincón de gloria y en muchos mas se cuelan por debajo de la paz y aunque sea un instante logran apoderarse de mí. Solo un instante, un poderoso instante que a veces se convierten en días y semanas.

Antes me cansaba de cansarme, ahora me cansa descansar en un cielo lleno de demonios. Se hace aun peor cuando luego de conocer la gloria se vuelve a la desgracia de cargar la cruz eterna